¿Por qué la Revolución 4.0 modificará a la industria textil y de indumentaria mundial?

video

Muchos son los cambios que se espera sufra la industria a partir de la Revolución 4.0. Pero los más importantes serán, sin dudas, el de la reinstalación del papel estratégico de la manufactura industrial y la identificación de la cercanía a los grandes centros de consumo como factor clave para la instalación de la producción.

Las tecnologías protagonistas de dicho proceso, permitirán una producción basada en la interconexión, la digitalización, la trazabilidad y la automatización de los procesos productivos. Las nuevas formas que tomará la manufactura determinarán, en consecuencia, cambios transcendentales que impactarán en la organización y localización del sector textil y de confecciones a nivel global.

Gracias a los avances tecnológicos, junto con una producción más flexible y de llegada más rápida al mercado, será posible la realización de series más cortas y la personalización de productos en masa.

Asimismo, a estos procesos se le sumará la creciente automatización de las etapas mano de obra intensiva (como el corte y la confección) de la producción, lo que determinará la reorganización de la producción mundial del sector textil y de indumentaria, tal como la conocemos hoy en día.

Relocalización de la industria textil e indumentaria, por la Revolución 4.0:

Una de las consecuencias esperadas de estos procesos será, en el caso de los países desarrollados, el proceso de “reshoring” o de vuelta de la manufactura a los grandes centros de consumo.

Particularmente, en el caso del textil, en donde gran parte de los procesos de mano de obra intensiva habían sido relocalizados hacia países con menor costo laboral, comienzan ya a observarse crecientes casos de vuelta de la confección hacia Estados Unidos y la Unión Europea.

Para los países en desarrollo, principalmente países de Asia, la mayor automatización y el uso de tecnologías que reducen los costos de producción, permiten pronosticar el fin de la “ventaja comparativa” de mano de obra barata, con la esperable pérdida de puestos de trabajo en la confección de esos países.

En conclusión, las nuevas tecnologías determinarán que la cercanía a los mercados de consumo será un factor clave en la localización de la producción industrial, alterando la distribución actual de la industria mundial de textiles e indumentaria.

Este nuevo contexto global, brinda una oportunidad estratégica para el desarrollo del sector textil e indumentaria nacional al contar con una cadena completa en sus eslabones y un fuerte desarrollo de insumos y productos finales con diseño.

Fundación Protejer La Fundación Pro Tejer es una organización sin fines de lucro cuya misión es asistir, desarrollar, contener e integrar a la cadena de valor agro-industrial textil y de confecciones de la República Argentina.

Te puede interesar:

Deja tu comentario